La oración eficaz y poderosa: El justo puede mucho 10

  • por

En este video te garantizo al 100% que vas a aprender a rezar de la oración eficaz y poderosa, esto significa que todo el contenido de tus rezos tendrá efecto en el mundo material.

La oración eficaz y poderosa

Si, la oración eficaz significa que lograrás lo que pidas en el tiempo que tú decidas.

En mi país hay una palabra fuerte que es sinónimo de “engaño” no la puedo decir en este video, pero le daré un premio al primer suscriptor que en los comentarios coloque dicha palabra, al final del video hay una pista muy sutil.

Con respecto a las oraciones y su eficacia quiero denunciar públicamente a mis profesores de religión, a los sacerdotes, párrocos y catequistas porque me han “engañado”. Me han mentido descaradamente y me siento totalmente estafado por ellos.

La oración eficaz y poderosa

La Biblia es lo máximo es el libro de los libros, su contenido es realmente valioso, pero estos “expertos en religión” me han mentido.

solo ha habido un sacerdote que realmente me ha hecho abrir los ojos porque él tenía el corazón abierto a todos, ese sacerdote fue el Padre Edwin en uno de sus sermones de jueves santo.

Cuando era niño me enseñaron a rezar todas las noches de memoria el Padre Nuestro, Ave maría y Gloria.

Luego me dijeron que debería rezar por todo y para todo. Si quería aprobar un examen tenía que pedirle a Dios, si quería ganar un partido de fútbol tenía que pedirle a Dios con todo mi corazón.

Tenía que pedir a Dios para que no llueva el día que teníamos que viajar con mis compañeros, tenía que rezar a Dios para tener un buen viaje, tenía que rezar a Dios para que mi hermanito se cure, tenía que rezar a Dios pero no me decían nada más.

Mi labor en este mundo es reconciliar a la ciencia con la religión, algún ignorante hizo esta separación pero ya es hora de quitarnos la venda imaginaria que nos pone el consorcio de la ciencia.

La ciencia por definición es actualizable, esto significa que si un grupo de científicos hace un descubrimiento, otro grupo puede verificar si cometieron errores y tienen el deber de informar sus hallazgos.

Después de un tiempo los científicos llegan a ser eficaces y eficientes, logran lo que buscan y utilizan la menor cantidad de recursos.

Así mismo debe ser la oración eficaz y eficiente. Cuando yo era niño tenía muchas dudas y mis profesores y catequistas me mentían descaradamente.

La oración eficaz y poderosa

Cuando yo hacía estas preguntas mis “asesores religiosos” me respondían así:

Recé todos los días para aprobar un examen importante y me aplacé. ¿Por qué?

Seguramente eres un niño pecador, no fuiste a misa el domingo y además no te confesaste. Por eso Dios no escuchó tus plegarias.

Pero mi amigo Luis aprobó el examen y sus papás no son católicos.

examen oracion

Y ¿Estudiaste? Es que también tienes que estudiar.

Leí el libro pero no sé como estudiar, como hace Luis.

Eso ya es responsabilidad de tus papás.

Luego para que no llueva.

Mañana es nuestra Kermese y tenemos que recaudar 1.000 dólares para restaurar los bancos. Recemos todos para que mañana no llueva y nuestra actividad sea un éxito.

Pero Padre, mi mamá esta rezando hace una semana para que llueva porque nuestros arbolitos se están muriendo por la sequía. ¿A quién va a hacer caso Dios?

Y rezar por amor es también complicado.

Dios mío, por favor has que Lucianita se enamore de mi, yo soy bueno, cariñoso y respetuoso de tu palabra, has que ella fije su mirada en mi y que me ame con todo su corazón.

Pero no funcionó, Lucianita era una muchacha alegre que tenía varios novios que tenía algo en común, DINERO, MUCHO DINERO.

¿Por qué Dios no me hace caso y Lucianita se enamora de mi?

La oración eficaz y poderosa

Porque no puedes pedirle esas cosas a Dios, todos tenemos libre albedrío y elegimos nuestro destino, Dios no interviene en nuestro libre albedrío. Deberías leer a San Agustín.

En mi cumpleaños número 15 ya estaba arto de todo, rezaba, pedía, suplicaba y casi nada se me cumplía. Obviamente solo rezaba por las cosas importantes que no podía lograr. Mis papás me dijeron que pida un deseo y fue “Quiero que Dios escuche mis oraciones y me las cumpla”.

Ese día me dije a mi mismo. ¿Para qué voy a rezar si de todas formas las personas que “supuestamente saben” me ponen 1.000 escusas?

Tienes que ir a la iglesia todos los domingos.

Debes ser justo, noble, educado, amable y deberías confesarte de los malos pensamientos.

Si otras personas más justas que tú y le piden algo a Dios, ÉL les hace caso a ellas y no a ti.

Es el plan de Dios, si no te escucha es que algo mejor te esta esperando.

Dios es sabio y es por algo que no te cumple tus deseos.

Dios no cumple los deseos de un corazón egoísta.

No es todavía tu momento, sigue rezando.

Llegué a la conclusión de que no me enseñaron la oración eficaz. Y que mis profesores se inventaban excusas así que decidí recurrir a la fuente oficial LA SAGRADA BIBLIA.

Mi objetivo era descubrir mediante la experimentación los pasos que se deben seguir para lograr la oración eficaz y poderosa. De tal forma que cualquier persona que siga estos pasos logrará cualquier cosa que pida en su oración.

Estudio bíblico sobre la oración eficaz

Y al orar, no hablen sólo por hablar como hacen los gentiles, porque ellos se imaginan que serán escuchados por sus muchas palabras.

Pero que pida con fe, sin dudar, porque quien duda es como las olas del mar, agitadas y llevadas de un lado a otro por el viento.

niño biblia

Estén siempre alegres, oren sin cesar, den gracias a Dios en toda situación, porque esta es su voluntad para ustedes en Cristo Jesús.

Dedíquense a la oración: perseveren en ella con agradecimiento.

No se inquieten por nada; más bien, en toda ocasión, con oración y ruego, presenten sus peticiones a Dios y denle gracias. Y la paz de Dios, que sobrepasa todo entendimiento, cuidará sus corazones y sus pensamientos en Cristo Jesús.

Y si sabemos que Dios oye todas nuestras oraciones, podemos estar seguros de que ya tenemos lo que le hemos pedido.

Ésta es la confianza que tenemos al acercarnos a Dios: que si pedimos conforme a su voluntad, él nos oye.

Por eso les digo: Crean que ya han recibido todo lo que estén pidiendo en oración, y lo obtendrán.

Entonces ustedes me invocarán, y vendrán a suplicarme, y yo los escucharé.

El Señor está cerca de quienes lo invocan.

Clama a mí y te responderé, y te daré a conocer cosas grandes y ocultas que tú no sabes.

Alégrense en la esperanza, muestren paciencia en el sufrimiento, perseveren en la oración.

Pero tú, cuando te pongas a orar, entra en tu cuarto, cierra la puerta y ora a tu Padre, que está en lo secreto. Así tu Padre, que ve lo que se hace en secreto, te recompensará.

Por eso, confiésense unos a otros sus pecados, y oren unos por otros, para que sean sanados. La oración del justo es poderosa y eficaz.

No me escogieron ustedes a mí, sino que yo los escogí a ustedes y los comisioné para que vayan y den fruto, un fruto que perdure. Así el Padre les dará todo lo que le pidan en mi nombre.

Ya se acerca el fin de todas las cosas. Así que, para orar bien, manténganse sobrios y con la mente despejada.

Pero a ustedes que me escuchan les digo: Amen a sus enemigos, hagan bien a quienes los odian, bendigan a quienes los maldicen, oren por quienes los maltratan.

Cualquier cosa que ustedes pidan en mi nombre, yo la haré; así será glorificado el Padre en el Hijo.

Desean algo y no lo consiguen. Matan y sienten envidia, y no pueden obtener lo que quieren. Riñen y se hacen la guerra. No tienen, porque no piden.

Características de la oración eficaz

Todos los versículos anteriores tienen muchísima sabiduría y nos permiten obtener las características de la oración eficaz:

0. Estar alegre

Nada funciona si no estás alegre, es como cuando a una mujer se le acercan 3 hombres para invitarle a salir.

Primero llega un hombre muy nervioso que no puede articular las palabras necesarias, luego se le acerca un hombre violento y enojado y finalmente un hombre alegre y relajado. ¿A cuál crees que escoge?

Si, siempre ganará el estado de ánimo alegre y relajado. Por eso antes de rezar debes sentir mucha alegría y relajar a tu cuerpo y a tu mente, de lo contrario Dios no recibirá correctamente el mensaje que le quieres enviar.

Dios entiende más allá de las palabras, Dios entiende tus sentimientos y tus intenciones. Dios lee tu cuerpo y lo más importante, Dios escucha tus silencios.

alegre

1. Pedir con FE, con certeza total

Certeza total significa que estamos 100% seguros que nuestras peticiones serán escuchadas y que lo que deseamos ya lo tenemos.

La oración eficaz y poderosa

Muchos de nosotros dudamos de Dios y no queremos aceptarlo, pero con nuestro comportamiento lleno de dudas todas las demás personas se dan cuenta que no confiamos en Dios.

Por ejemplo, un estudiante le pide todas las noches a Dios que le ayude a ingresar a la facultad de medicina para lo cual debe rendir un examen de ingreso muy difícil, pero el mismo estudiante se inscribe a la carrera de ingeniería de alimentos cuyo ingreso es libre.

¿Por qué dudamos de Dios?

Dudamos de Dios porque no sabemos pedirle las cosas que realmente queremos, nuestros “asesores religiosos” nos instruyeron de pequeños a orar por todo, pero la mitad de las veces nuestras súplicas eran escuchadas y la otra mitad eran ignoradas.

Luego nos ponían mil y una excusas para que no dejáramos de creer en Dios, pero nos hicieron mucho daño y ahora solo creemos por “inercia”, y rezamos porque de no hacerlo creemos que Dios nos castigaría.

¿O sea que Dios tiene el poder de castigarnos y encima se niega a escucharnos?

No, la culpa la tienen nuestros “asesores religiosos” por creerse los dueños de la verdad, por tener una tremenda facilidad de palabra para inventarse una y mil razones por las cuales nuestras súplicas no son escuchadas.

Si nos hubieran enseñado a orar de la manera correcta, cumpliendo inteligentemente y con sabiduría todas las características de la oración, entonces tendríamos 100% de confianza con Dios, es más, una confianza infinita.

No importa cual es tu petición, si tu corazón late de amor por algo, DIOS TE OBEDECE porque te ama y te ayuda a cumplir tu petición.

Desde ahora BORRON Y CUENTA NUEVA, si antes dudabas de Dios es porque tu corazón y tu mente no latían al mismo ritmo. El conocimiento incompleto te hacía dudar.

2. No dudar

Es fácil decir: “No dudes que Dios te va a cumplir tus deseos”. Pero la verdad es que es un trabajo continuo y requiere mucha disciplina, pero con el tiempo te vuelves más y más fuerte.

Antes de pedirle algo a Dios, crea 5 planes para lograrlo. Si tu mente puede ayudarte Dios seguirá tu guía para la consecución de tus logros y verás que es POSIBLE.

Imagínate que caminas de la mano de tu hijo de 5 años y pasan a lado de un heladería que está vendiendo HELADOS VIP de 5 niveles, tu pequeño hijo se emociona y te pide con todo su corazón que le compres un helado.

dudar

Tú le compras el helado sin dudarlo y cuando se lo das, tu hijo no da ni dos pasos y se le cae todo el helado al piso. ¿Quién tiene la culpa?

Dios es infinitamente sabio y nos ama con todo su ser, de hecho su presencia y su eterna existencia es el amor. Gracias a su infinita sabiduría, en lugar de cumplir la petición del niño le podría decir: “Tienes que demostrarme que podrás con el helado. ¿Por qué no me demuestras que puedes comer un helado de 2 niveles y luego veremos?”

Cuando el niño acepte el reto, posiblemente decida que no le gusta tanto el helado, tal vez quede satisfecho y ya no quiera más o simplemente cumpla con el trato y te exija el helado de 5 niveles.

La duda surge porque no nos sentimos capaces o merecedores de lo que estamos pidiendo, para ello es importante entrenar mucho para sentirnos con la certeza de que vamos a lograr lo que pedimos.

Si tienes una duda solamente tienes que convertirla en una micro petición.

En el ejemplo del estudiante que quiere ingresar a la universidad. Si duda que vas a aprobar el examen porque no asistió a clases y se perdió 2 lecciones importantes, el estudiante debe pedirle a Dios que le ayude a aprender esas lecciones y que algún buen amigo le enseñe.

El que duda mucho, necesita practicar mucho pero si no sabe por donde empezar, debe pedir que Dios lo bendiga con su sabiduría y muchas veces esa sabiduría llega a través de fuentes inimaginables.

La siguiente característica es el aniquilador de dudas.

3. Agradecer a Dios

Un sabio dijo una vez: Dios es la mente enfocada, el diablo es la mente dispersa.

Orar es como crear un plato de cerámica, puedes pasarte varias horas totalmente enfocado en la creación de tu plato, observando cada detalle y corrigiendo cada imperfección. Dios es tener la mente enfocada.

La oración eficaz y poderosa

Tener una duda en la oración, es como cuando un “envidioso” te dice: No creo que puedas acabarlo hoy. Luego toma tu plato, lo destroza, lo pisa, salta encima y te dice: ¿Ves? Te dije que no podrías. Ahora ¿Comenzarás de nuevo?

No vale la pena comenzar de nuevo, es mejor parar las cosas a tiempo y convertir la duda en una petición, y eso lo puedes hacer a través de preguntas al “envidioso”.

¿Por qué crees que no puedo?

Porque no tienes experiencia haciendo platos de cerámica y nunca has sido bueno haciendo manualidades.

Dios mío te pido con todo mi corazón que me ilumines con tu sabiduría y me des la persistencia y la habilidad necesaria para hacer platos de cerámica, ayúdame a encontrar un buen instructor y dale a mis manos tu infinita habilidad.

Pero si no tienes la energía de hacer esta petición, puedes destrozar al “pensamiento envidioso” agradeciendo a Dios.

Agradecer a Dios destroza todo pensamiento dañino que pueda pasar por tu mente, simplemente recuerda 3 cosas buenas y poderosas en tu vida y ponte a agradecer a Dios con todo tu corazón. Esto hará que tu mente descanse y que los pensamientos invasivos se alejen y te dejen trabajar.

Tú no eres tus pensamientos. ¿Crees que si tú fueras el creador y dueño de esos pensamientos te ocuparías de hacerte daño todo el día?

Hay personas que se dice así misma: Soy tonto, soy fea, soy indisciplinado, soy cobarde, soy inútil, soy tímida, soy un caso perdido…

Esos no pensamientos no son de su creación. Un pensamiento dañino es como un granito que te sale en el rostro, es causa de muchos factores pero tú no eres el directo responsable. ¿Si tu quieres tu bienestar? ¿Cómo puedes creer que los pensamientos dañinos son tu creación? No los tomes en serio.

Agradece a Dios una y mil veces, no pares nunca de orar y darle las gracias.

La gratitud contribuye al buen funcionamiento cerebral, ya que el hipotálamo se activa cuando sentimos agradecimiento o realizamos alguna actividad altruista.

Es adictiva. Los actos de bondad y agradecimiento liberan grandes cantidades de dopamina, una recompensa natural que nos incita a seguir cultivando gratitud.

Al liberar dopamina alivia el dolor físico. La dopamina es un neurotransmisor que tiene un efecto analgésico y es de gran ayuda para el procesamiento del dolor tanto físico como emocional.

El agradecimiento dispara grandes cantidades de serotonina: “la hormona de la felicidad”, por lo que inhibe la tristeza y la depresión.

La gratitud mejora el sueño de manera importante. Si por las noches sientes que te invade la ansiedad o angustia, comienza a hacer una lista mental de todas esas cosas por las que estás agradecido, es relajante.

Experimentar gratitud disminuye el cortisol, la hormona del estrés. Siempre nos hace sentir mejor mirar el vaso medio lleno y no medio vacío.

Cita bíblica que dice la oración del justo puede mucho

Por eso, confiésense unos a otros sus pecados, y oren unos por otros, para que sean sanados. La oración del justo es poderosa y eficaz.

Santiago 5:16

Esta introducción a la oración eficaz y poderosa te será de mucha ayuda para tus futuras peticiones, recuerda siempre que la FE es como un músculo, necesitas mucho alimento (aprendizaje), ejercicio (peticiones) y relajación (agradecimiento).

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *