Ley de atracción para aprobar un examen

  • por

No te puedes perder esta información porque sin duda cambiará tu vida como cambió la mía.

Ley de atracción para aprobar un examen

Sin lugar a dudas el peor enemigo para aprobar un examen con la ley de atracción es el estrés.

Nunca, pero nunca apliques la ley de atracción si es que estás estresado.

Yo he dado cientos de exámenes y al principio, cuando no aplicaba la ley de atracción, me iba muy mal pero luego siempre tenía notas mayores a 90 sobre 100.

Y yo no soy superdotado ni nada de eso. Simplemente aprendí a aplicar la ley de atracción correctamente para aprobar un examen importante.

Aquí te dejo los pasos detallados del método.

1. Desestrésate, relájate y ten confianza en el proceso

El estrés destruye la memoria ¿Lo sabías?

Y la memoria es la base para dar cualquier examen.

Antes de aplicar la ley de atracción lo que yo hago es tomar una píldora relajante de valeriana, pasiflora o tilo.

Si no puedes encontrar estas píldoras relajantes, puedes hacer un te de cualquiera de estas yerbas medicinales con efectos tranquilizantes.

Esto hará que tu memoria funcione al 100%.

2. Escribe tu petición 55×1

Una vez que estés relajado escribe tu petición 55 veces el día anterior al examen.

Esto siempre me ha funcionado, realmente es algo mágico.

Hasta tengo un cuaderno donde solamente escribo mis peticiones para exámenes.

Puedes escribir:

Gracias a mi excelente memoria y mi gran razonamiento, aprobaré el examen de matemáticas.

Mi mente está relajada y aprendo con facilidad, con la gracia de Dios aprobaré este examen.

Tengo mucha confianza en mis habilidades y sé que aprobaré el examen de inglés.

Escoge una afirmación muy fuerte que haga emocionar a tu corazón, y luego repítela 55 veces en una hoja de papel, el día anterior al examen.

3. Estudia inteligentemente

Estudia las partes más esenciales y luego las partes de relleno.

Escribe lo importante y vuélvelo a leer tratando de memorizar lo que puedas.

Organiza tu día para poder dormir temprano, no te desveles la noche anterior al examen porque afecta a la memoria.

4. Contacta con tus compañeros más amables

Los grandes sabios son los alumnos más nobles y solidarios, habla con ellos y pídeles algún consejo para dar un buen examen.

A veces incluso hay compañeros que consiguen algunas posibles preguntas del examen y eso es de gran ayuda.

Si no los contactas nunca tendrás algo de ayuda.

La ley de atracción también funciona para conseguir información valiosa antes de dar el examen.

5. Visualízate recibiendo tu examen aprobado

El quinto paso es cerrar los ojos y visualizarte recibiendo la buena noticia que aprobaste el examen.

No dejes que la duda o el temor ocupen tus pensamientos.

Para ello es importante que te visualices de forma vívida, siente la hoja de papel, siente el olor de la madera en tu escritorio, siente el olor del papel.

Alégrate cuando recibas tu examen, siente mucha felicidad y emociónate cuando visualices esta nueva realidad.

6. Agradece 

El destructor del miedo y el estrés es el agradecimiento. Agradece a Dios por todo lo que te ha dado hasta ahora y por todo lo que no te a dado.

Pero también pídele misericordia y demuéstrale que eres merecedor de tus deseos.

Agradece a Dios por permitirte ser un buen estudiante lleno de habilidades y talentos.

Agradece a Dios por tu buena memoria y por tu tranquilidad para dar los exámenes.

¿Y qué hago si no funciona la ley de atracción para aprobar un examen?

La ley de atracción es muy efectiva para aprobar un examen pero hay un secreto.

Para que funcione efectivamente tienes que estar en un grado de utilización mayor al promedio.

Por ejemplo tenía 2 amigos que eran principiantes con el uso de la ley de atracción, pero tenían mucha fe y esperanza.

Así que utilizaron la ley de atracción 55×5 antes de su examen final de la materia de anatomía.

A ninguno de los dos les fue bien, uno se aplazó con 38 y el otro con 25 sobre 100.

¿Qué pasó? ¿Acaso no aplicaron bien la ley de atracción?

Lo que pasó es que ellos eran principiantes y un principiante no puede aplicar la ley de atracción para aprobar un examen cuando aún no tienen el poder de la intención.

La ley de atracción funciona como un catalizador

Un catalizador es una sustancia que, en pequeña cantidad, incrementa la velocidad de una reacción química y se recupera sin cambios esenciales al final de la reacción.

Así que ellos aplicaron correctamente la ley de atracción pero no tenían donde aplicarla.

No tenían una intención genuina y por eso no les funcionó.

Ellos perdieron la fe en la ley de atracción y renunciaron a volverla a aplicar.

Les faltaba el poder de la intención.

El poder de la intención para un estudiante de medicina es:

Convertirse en un gran médico lleno de conocimientos actualizados y con un trato cordial con los pacientes.

Si tienes esa intención cuando estudias medicina, y luego utilizas la ley de atracción entonces conseguirás lo que quieres.

Así que debes saber que la ley de atracción sirve para aprobar un examen siempre y cuando tu petición esté alineada con tu intensión.

Por esta razón un mecánico puede que no tenga éxito aplicando la ley de atracción para aprobar un examen de matemáticas, pero si le funcionará para conseguir un título en Especialización Tecnológica en Mecánica Automotriz.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *